Financiar carriles bici con multas de ciclistas

La semana pasada, el mundo de las bicicletas recibió sorprendido una propuesta en Valencia ante la que no supo muy bien cómo reaccionar. 

Había sentimientos encontrados. Inseguridad.

Amadeo Sanchís, portavoz de EU (Esquerra Unida) en el Ayuntamiento de Valencia propuso que para los presupuestos de 2013, todo lo recaudado en multas impuestas a ciclistas fuese destinado a financiar proyectos de movilidad que incluyesen la bicicleta, como por ejemplo arreglar los carriles bici que estén intransitables; construir nuevos carriles bici; habilitar mejores zonas de aparcabicis; etc.

Estamos hablando de 2000 multas desde 2011 que han recaudado casi 70.000 €. No son cifras astronómicas, pero tampoco es necesario mucho más para adecentar un carril bici.

Por cierto. ¿Se reinvierte en carreteras lo multado a conductores?, porque si se utilizase el dinero de las multas de tráfico para mejorar los carriles bici, sí que conseguiríamos que más conductores aparcasen el coche y cogieran sus bicicletas. Eso mejoraría el tráfico motorizado. ¿no?

Carril bici

Cuando los ciclistas digerimos la noticia, la mayoría no podíamos sino estar de acuerdo. Al fin y al cabo es una forma de asegurarse de que el dinero que se nos va en las sanciones vuelve a nosotros de un modo u otro en vez de acabar en los bolsillos de un tercero.

Bien. Vale. Buena idea. Y objetivo de EU conseguido: aparecer en los periódicos y blogs ciclistas.

Pero si aumenta el número de ciclistas, aumentará necesariamente el número de sanciones. Si aumenta el número de sanciones, habrá más dinero recaudado que reinvertir en ciclistas, pero como (empezábamos la frase) habrá aumentado el número de ciclistas, será necesario mucho más dinero.

Círculos viciosos.

Y por cierto, hay cada vez más ciclistas porque cada vez hay menos dinero. Y si finalmente acaba siendo cierta la premonición de la revista Ciclosfera “Más bicis, mejores ciudades”, los gobernantes de uno y otro color, van a darse cuenta de que se recauda mucho menos a un ciclista que a un conductor. No le quepa la menor duda a nadie de que subirán considerablemente el precio de las sanciones a ciclistas dentro de muy poco. Poderoso caballero.

 

LSE

“Piensa en bici”

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *